Encíclica LUMEN FIDEI de Francisco
Av. Libertador 13.900 (1640) Martínez Buenos Aires -
Argentina Tel. 4508-8501 / 8502 -
pqfatima@fibertel.com.ar
Diócesis de San Isidro


Recordamos que para comunicarse directamemente con la Secretaría se puede enviar un mail a secretaria@fatima.org.ar
¿Dispuestos a la invitación?

¡Otra vez con lo mismo! , ¿no se cansan de repetir siempre las mismas cosas?.

Cuando se quiere de verdad a alguien, por ejemplo, su cumpleaños nos llena de alegría, nos da gusto compartir el rato, la fiesta, pensar en un regalo y dárselo, etc., cuando tenemos que ir por obligación , la actitud y disposición interior es muy distinta, hasta poner cualquier excusa para no asistir, y ni llamarlo por teléfono.

Es cierto. Una vez mas estamos celebrando la Semana Santa que nos permitirá acompañar y reflexionar con Jesús sobre su vida y la nuestra, encontrarle mas sentido a su misión y a la nuestra, también.. O también podemos sentir la obligación de hacer algo “religioso” por ser Semana Santa, sin casi ninguna disposición interior para dejar que sea el Señor quien nos encuentre a nosotros, y nos transforme. O también, podemos ponernos cualquier excusa para que esta Semana sea una mas en el año con algún feriado mas para descansar, para hacer mas deporte, para viajar, etc.

Si, es cierto, depende de nosotros el enfoque que le queramos dar a esta Semana Santa, pero no depende de nosotros los frutos, el provecho, la alegría que podemos obtener si nos predisponemos con el mejor espíritu interior que podamos. Porque si el Señor encuentra un corazón, una persona, que se siente y sabe necesitada de perdón, de consuelo, de alivio, de guía, de mayor claridad y fortaleza, sin duda que no va a pasar de largo. Se detendrá con todo su amor y podrá hablar al corazón, a lo mas íntimo de cada uno para darnos palabras de consuelo, de sensatez, nos ayudará a mirar el mundo y nuestra vida con su ojos, con su mirada y visión.

Frente a un mundo, un país , una sociedad con tantas contradicciones, desencuentros, engaños, egoísmos, peleas, intentos de dominio y poder, Jesús vuelve con su mensaje eterno y novedoso, como si fuera de otro mundo, pero que es bien del nuestro. Nos vuelve a presentar el rostro del Padre misericordioso en el suyo, para que podamos seguirlo y estar mas seguros de su amor, de su real interés por cada uno de nosotros, que no nos promete ilusiones y engaños, sino, la verdadera vida con su único sentido.

Estamos convocados por Él para aceptar esta invitación a seguirlo, a escucharlo, a ver que tiene para ofrecerme. Preparemos el corazón para escuchar y ver. La Pascua del Señor es una verdadera fiesta de Vida para toda la humanidad, para cada hombre, para vos y para mi. Dispongámonos a escuchar, participar y Celebrar, el Señor hará el resto.

¡Que la Virgen María, Nuestra Señora de Fátima, Madre de Cristo Resucitado y de cada uno de nosotros, nos acompañe para celebrar esta Semana Santa y la Pascua como un verdadero y nuevo encuentro con su Hijo.!

¡¡¡Muy Felices Pascuas!!!. Un gran abrazo y mis oraciones.

 

                                                                                             Padre Guillermo